.::Autores::.

-Javishady
-El Jovit
.::TagBoard::.
   

<< July 2005 >>
Sun Mon Tue Wed Thu Fri Sat
 01 02
03 04 05 06 07 08 09
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31


If you want to be updated on this weblog Enter your email here:



rss feed


Friday, July 22, 2005 o.o
CAPÍTULO 14

(Para escuchar este capítulo pincha aquí).


- Se me agudiza el apretón, ¡no aguanto más!

- ¡¡NOOOOO!! Huh, ¡¡no lo hagas!!

Huh expulsó toda la mierda que había en su intestino y todos se hundieron: policías, e incluso ellos salieron nadando de aquel río de excremento. Aquella corriente de deshechos orgánicos les llevó directamente al mar.

- Un momento, Madrid no tiene mar...

Bueno, pues al Manzanares. A ver si ahora nos vamos a poner tiquismiquis...

- Ok, ok.

Se introdujeron en el Manzanares, y descubieron con gran asombro una biodiversidad muy variopinta: una ciudad bajo el mar. Se metieron y fueron a hablar con el presidente, a convencerle de que les ayudaran a matar a los gays que le jodieron el culo a D'oh en el día del orgullo gay...

Huh se acercó al presidente y empezó a decir:

- Hola buenas...

Antes de decir nada más aparecieron en la superficie con falos de goma abarrotando sus ojetes. Se fueron malhumorados y rechistando. Entraron en casa de D'oh y se pusieron a ver una cinta de Pamela Anderson y compañía.

Terminada la cinta, la habitación estaba llena de clinex. Llamaron al telefono:

- Aajsdfha aksjdfnasdf.

- ¿Qué?

- Asdojfa kdskjewi.

- ¿Qué dice?

- ¿Se me oye bien?

- Sí ahora sí...

- Bien, habeis visto esa cinta guarra...

- Sí.

- Pues dentro de siete días...

- ¿¡Que va a pasar!?

- Habrá pasado una semana... ¡MWHAHAHA!

- ¿Y qué?

- Y moriréis.

D'oh colgó el teléfono y se quedó acojonado y les contó a los demás lo que le habían dicho.

- Bah, si es pa dentro de siete días tenemos tiempo pa hacer el paria por hay...

- Seh.

- A ver Shad, elige tú la siguiente venganza, tenemos una panda de maricones, los puertas de una discoteca y unos seres submarinos.

- Mmm… no se no se… eh… los puertas. No no… mejor… los submarinos.

- Ok.

- No no espera espera… mmm… los maricas.

- Está bien, que así sea.

- O no, mejor… esto… ¡los puertas!

- Joder, venga va.

- ¡No no!

- ¡¡A tomar por culo!! ¡¡Los puertas y se acabó!!

Y se pusieron en marcha, hacia la discoteca Pa-Allá, cuyo logotipo eran dos testículos unidos por una ramita de cereza.

Shad se cercioró de que su arma estaba descargada y sin balas.

- Tenemos un problema chicos…

Shad le enseñó la pipa a D'oh y a Huh, y decidieron regresar a la casa de Huh, para ver si tenía otro arma aquella simpática ratita.

- Buenas tardes señora, veníamos a hacerle una consulta.

- Vosotros diréis chicos.

- Verá, ante todo agradecerle la pistola que nos dio el otro día…

- No hay de qué hombre.

- Bien, pues es que nos hemos quedao sin balas, y queríamos saber si usted tendría otro arma que darnos.

- Mmm, pues no me quedá nada, le di mi última arma a una chica llamada Kumba, que se iba a vengar de un plátano que le metía una mochila por el coño, o algo parecido. Como no queráis esta escoba…

- Po bueno, menos da una piedra.

Y se fueron de allí con la escoba.

Cuando llegaron a la discoteca, estaban los puertas de la otra vez. Uno de ellos le dijo a su compañero:

- Jajaja, son los de la otra vez, habrán venido a por más.


Capítulo puesto a las 01:06 pm por

 

Leave a Comment:

Name


Homepage (optional)


Comments




Previous Entry Home Next Entry